Formulario de contacto


X
futuro del coworking

Por qué el coworking es el futuro del trabajo

18/10/2018

Esta semana leíamos la noticia sobre que ya hay más de 1.500 espacios de coworking en toda España, cuando hace menos de 10 años no había más de 50. ¿Qué está pasando? Mucha gente se pregunta cómo será el futuro del coworking, si seguirá cambiando tanto y tan rápido y cuáles serán las nuevas tendencias…

¡Quiero vivir bien!

La gente prioriza una mayor calidad de vida, y ésto es así. El paradigma del trabajo tradicional de oficina está cambiando hasta tal punto, que la gente no sólo quiere cada vez una mayor libertad, también quiere estar en un entorno que le facilite el vivir bien. Y equilicuá, aquí es dónde aparece el concepto de coworking y también es muy importante entenderlo bien para adaptarse al coworking del futuro. A partir de aquí y cogiendo de referencia las estadísticas de la Global Coworking Survey 2018 podemos ver que esta calidad de vida se traduce a un aumento tanto de espacios de coworking en todo el mundo como en su utilización.

Tendencias del futuro del coworking

Según ElEconomista.es España es el tercer país dónde hay más espacios de coworking, después de Estados Unidos y Alemania, cosa que nos da mucha positividad de cara al futuro.  Quizás sea la crisis que ha hecho que lo reinventemos todo, quizás es simpemente una tendencia muy global y nada más, pero todo apunta que tendremos coworking, sinergias y colaboraciones para rato. La emprendeduría y el depender de uno mismo es el futuro, o aunque sea dentro de una empresa, cada vez es más imprescindible la calidad de las condiciones del trabajo.

Pero, pero…¿Cómo será el coworking del futuro? Como ya apuntábamos en otro post hace pocos meses, cada vez hay más peces gordos del coworking o también llamados coworkings immobiliarios que se están comiendo un poco los coworkings medianos y pequeños. Y ésta también es una tendencia real. Por lo que respeta a la tendencia general mundial de los espacios de coworking, éstos son los números que nos dice la Global Survey:

 

Global Coworking Survey 2018

 

Otras tendencias que siguen apareciendo son por ejemplo el potenciar el diseño de la experiencia del usuario o la especialización. Para potenciar la experiencia del usuario se tiene que entender muy bien qué quiere exactamente la comunidad, y coordinar que haya sinergias y eventos para que todos los coworkers se sientan como en casa o incluso mejor.

Como mencionábamos anteriormente, y por mucho que nos pese, los coworkings pequeños irán desapareciendo mientras los espacios gigantes con capacidad para miles de personas irán arrasando. Justamente por este motivo, una de las tendencias más claves para que los coworkings más pequeños se salven será la especialización. Proveer conocimiento u oportunidades a la comunidad es algo que fideliza y hace la experiencia todavía más redonda, si la comunidad tiene un perfil un poco homogéneo, es mucho más fácil hacerlo. Algún ejemplo de cómo especializarse para garatizar el futuro del coworking es el caso de the Wing, espacios en Estados Unidos sólo para mujeres.

futuro del coworking

En nuestro caso, para poner otro ejemplo, no tenemos una comunidad exactamente del mismo sector, pero nos hemos especializado de forma que dentro de los dos espacios que tenemos, tanto en el más pequeño dónde predominan la arquitectura y la ingeniería como en el espacio más grande dónde predomina el sector digital, hay muchísimas sinergias entre los coworkers. Éste es uno de los beneficios más fundamentales que se lleva la comunidad. Otra opción para los coworkings medianos o pequeños es conseguir un buen ambiente cálido y familiar, algo con lo que los gigantes como WeWork no pueden competir.

También ha aumentado la demanda de despachos privados, por lo que muchos espacios están empezando a cerrar algunas áreas para poderlo ofrecer. Por último, los expertos también apuntan que en el futuro los espacios tenderán a estar abiertos 24/7, que muchos creen que es una locura total… Bueno, en Coworkidea ya hace mucho tiempo que no se cierra nunca el espacio, y no es tanta locura 🙂

Compartir: